Abuso sexual

El delito de abusos sexuales se encuentra tipificado en los artículos 181 y 182 del Código Penal. Esta conducta se concreta en el contacto sexual con otra persona sin mediar consentimiento, diferenciándose de la agresión sexual en que no se requiere la existencia de violencia o intimidación en la conducta para resultar constitutiva de abuso.

El artículo 181 C.P. regula tres modalidades comisivas del delito de abuso sexual, en concreto:

  1. La realización de actos que atenten contra la libertad o indemnidad sexual de otra persona, sin que medie consentimiento
  1. La realización de dichos actos sobre personas cuyo consentimiento no puede existir de facto (personas inconscientes, con trastorno mental o cuya voluntad se ha anulado previamente con el uso de fármacos o drogas). 
  1. La realización de esos mismos actos de carácter sexual sobre personas que presentan un consentimiento viciado, al prevalerse el autor de una situación de superioridad.

Todas estas conductas están castigadas con pena de prisión de uno a tres años o multa de dieciocho a veinticuatro meses.

MODALIDADES AGRAVADAS

Existen determinadas circunstancias expresamente reguladas que suponen una agravación de la pena a imponer por el delito de abuso sexual, en concreto:

  1. Cuando el abuso sexual consista en acceso carnal por vía vaginal, anal o bucal, o introducción de miembros corporales u objetos por alguna de las dos primeras vías, el responsable será castigado con la pena de prisión de cuatro a diez años.
  2. Cuando los hechos se cometan contra una persona que se halle en una situación de especial vulnerabilidad por razón de su edad, enfermedad, discapacidad o por cualquier otra circunstancia, el responsable será castigado con la pena prevista para el tipo básico, en su mitad superior.
  1. Cuando, para la ejecución del delito, la persona responsable se hubiera prevalido de una situación de convivencia o de una relación de superioridad o parentesco, por ser ascendiente, o hermano, por naturaleza o adopción, o afines, con la víctima, el responsable será castigado con la pena prevista para el tipo básico, en su mitad superior.

ABUSOS SEXUALES A PERSONAS ENTRE 16 Y 18 AÑOS

El artículo 182 C.P. tipifica la realización de actos de carácter sexual a personas mayores de 16 y menores de 18 años, siendo esta conducta constitutiva de delito cuando concurra engaño o abuso de una posición reconocida de confianza, autoridad o influencia sobre la víctima. 

El autor de dicha conducta será castigado con pena de prisión de uno a tres años.

Para esta conducta concurren las mismas circunstancias agravantes que para el tipo básico de abuso sexual, si bien en el caso del acceso carnal o introducción de objetos la pena de prisión aparejada será de dos a seis años, mientras que se aplicará la pena para el tipo básico en su mitad superior para los casos de especial vulnerabilidad de la víctima o de prevalencia de situación de convivencia o parentesco.

BIEN JURÍDICO PROTEGIDO

El bien jurídico protegido por el delito de abuso sexual es la libertad sexual, en el sentido de la preservación de la libertad de negarse a un contacto sexual y a consentir todos esos contactos.
Los sujetos pasivos especialmente protegidos por este delito son los menores de edad y los discapacitados, por su especial vulnerabilidad frente a los mismos, protegiendo en su caso su indemnidad sexual, entendida como el derecho a un desarrollo sexual sano y sin interferencias ajenas.