La legislación laboral ha puesto en tela de juicio el trato al trabajador, la facilidad para el despido, los contratos precarios, o los contratos engañosos pueden perjudicarnos y mucho. Cuando firmamos un contrato debemos tener presentes muchos factores, y algunos de ellos son difíciles de identificar, o están escritos en la famosa “letra pequeña”. Por esa razón algo tan importante como nuestro futuro laboral, debemos asegurarnos de saber qué es lo que estamos firmando, contando con un abogado de despidos. Y para ello la mayor seguridad es contar con un abogado laborista, que sepa que firmas y que además te defienda ante cualquier injusticia a la hora de tu despido, revisando todas y cada una de las razones para evitar despidos improcedentes y no mires al futuro con miedo e incertidumbre.